Lanzan programa de saneamiento y regularización de derechos de agua en Río Illapel

La iniciativa, por un costo de $150 millones, se enmarca en el convenio entre el Gobierno Regional y la Comisión Nacional de Riego, y beneficiará a la segunda sección del afluente.

En una concurrida ceremonia en la que participaron cerca de un centenar de regantes y autoridades regionales, se realizó el lanzamiento del programa “Saneamiento y regularización de Derecho de Aprovechamiento de Aguas en la cuenca del Río Illapel”, iniciativa que es resultado del convenio de transferencia entre el Gobierno Regional de Coquimbo y la Comisión Nacional de Riego (CNR).

De esta manera, se busca fortalecer a la Junta de Vigilancia del Río Illapel en el del uso eficiente de los recursos hídricos mediante el saneamiento y regularización de derechos de agua, y talleres de fortalecimiento en aspectos legales y de gestión organizacional.

Esta iniciativa, ejecutada a través del Departamento de Recursos Hídricos de la Facultad de Ingeniería Agrícola de la Universidad de Concepción, considera una inversión de $150 millones,  permitirá sanear los derechos de aguas y la regularización de derechos de aguas de usuarios con compromiso de suscripción de acciones del embalse El Bato.

El programa se desarrollará durante 18 meses, y pretende el saneamiento de 50 derechos de aprovechamiento de aguas, la regularización de 104 derechos de aprovechamiento de aguas, y la capacitación para profesionales y líderes en materias específicas relativas a la gestión conjunta de aguas superficiales y subterráneas y sobre el proceso de traspaso de la administración del embalse El Bato, entre otros.

El Coordinador Zonal Norte Chico de la CNR, Felipe Ventura, destacó que “como Comisión Nacional de Riego estamos muy contentos con este programa que busca fortalecer a la Junta de Vigilancia del Río Illapel mediante el uso eficiente de los recursos hídricos, lo que significa sanear y regularizar derechos de aguas de los usuarios, donde también se pretende fortalecer las capacidades profesionales de los funcionarios y miembros de las organizaciones de agua”.

“También considera estudios técnicos que incorporen la gestión en relación a las aguas subterráneas, ya que existe la intención de formar una comunidad de aguas subterráneas, que es una medida bastante propicia para luchar contra la sequía que afecta a todo el país. “Queremos apoyar a la Junta de Vigilancia en la obtención de recursos económicos para la organización y la futura comunidad de aguas subterráneas”.

En tanto, Marcela Jeneral, presidenta de la Junta de Vigilancia del Río Illapel, indicó que “este programa lo veníamos esperando hace varios años, y los regantes de nuestra junta están felices con este beneficio. Sabemos que ha sido engorroso y lleva tiempo y ahora tendremos a las personas idóneas que estarán trabajando codo a codo con los regantes”.

“Como Junta de Vigilancia estamos muy preocupados por la escasez hídrica y nos reunimos periódicamente para enfrentar de mejor forma esta sequía. Si bien tenemos embalses, son mucho más pequeños que los que hay en Limarí o Elqui. Hemos tratado de hacer un buen trabajo en la distribución de las aguas y nos queda mucho por hacer en ese ámbito, con un futuro muy incierto a contar de abril”.

La presidenta del Consejo Regional de Coquimbo, Adriana Peñafiel, recalcó que mediante este programa “se busca mejorar la eficiencia y la combinación de las aguas subterráneas con las superficiales, además, va en la línea de la capacitación para los líderes y usuarios de la Junta de Vigilancia para que se emplee de mejor forma el recurso hídrico. Tenemos un compromiso con la Comisión Nacional de Riego, con la región y, por supuesto, con la provincia de Choapa, ya que en la medida de que los recursos del Fondo Nacional de Desarrollo Regional atiendan esta crisis producto de la situación climática, estamos respondiendo ante una situación que afecta la economía y la vida de las personas que viven de la agricultura con las aguas del río Illapel”.

Por su parte, el Seremi de Agricultura, Rodrigo Órdenes, señaló que “nuestra preocupación permanente como Ministerio de Agricultura es poder generar las mejores condiciones para administrar y gestionar de mejor forma el recurso hídrico. Este programa que estamos desarrollando a través de la Comisión Nacional de Riego, busca regularizar y sanear los derechos de agua para dar tranquilidad a nuestros regantes y, de esta manera, poder postular a una serie de proyectos elaborados no solamente a través de la CNR, sino que también mediante INDAP de modo que nos permita enfrentar de mejor manera la situación de escasez hídrica que estamos viviendo en la región de Coquimbo”. 

Te puede interesar …