Barristas y jugadores protagonizan graves hechos de violencia tras partido de fútbol amateur en Illapel

La Municipalidad de Illapel dispondrá los registros de las cámaras de seguridad a la Fiscalía, para que investigue los hechos registrados en el estadio y en el Cesfam de la Villa San Rafael.

La Municipalidad de Illapel emitió un comunicado, lamentando los hechos de violencia registrados este sábado 08 de octubre en el estadio Tierra de Oro y Sol de la Villa San Rafael. En la oportunidad, se generaron una serie de incidentes, tras la realización de un partido entre dos clubes locales, por el Campeonato de Fútbol ANFA Illapel.

“Lamentablemente, en el estadio hubo agresiones a jugadores al interior de uno de los camarines, así como golpes de puño y con objetos contundentes en las tribunas, donde había mujeres y menores de edad. Producto de una agresión con una botella, una mujer sufrió heridas en la cabeza” detalló la Municipalidad.

De acuerdo con los registros de las cámaras de seguridad, personas ingresaron al SAPU del Cesfam de la Villa San Rafael para refugiarse y evitar ser agredidos por barristas y jugadores. “Esto generó una riña en la sala de espera del recinto de salud, lo que motivó al personal del Cesfam a llamar a Carabineros, quienes acudieron al lugar”.

La Municipalidad rechazó la violencia. “Como Municipalidad de Illapel no toleraremos que actividades deportivas deriven en situaciones de violencia como las anteriormente descritas, resultando como víctimas personas que, en familia, acuden a disfrutar de un espectáculo futbolístico”.

Además, se presentará una denuncia al Ministerio Público, para que se persigan las responsabilidades en los hechos. “La Defensoría Municipal de Atención a las Víctimas presentará una denuncia ante la Fiscalía contra quienes resulten responsables, aportando las imágenes de las cámaras de seguridad como medio de prueba”.

Posible suspensión del Campeonato

Desde la Municipalidad, esperan que la Asociación de Fútbol de Illapel “adopte estrictas medidas que den garantías de que este tipo de situaciones no volverán a repetirse en un campo deportivo de nuestra comuna, afectando a miembros de nuestra comunidad”. La Municipalidad convocó a una reunión entre las diversas partes involucradas con el fin de abordar este tema y suspender el uso de los recintos deportivos, “hasta que existan garantías de que estas situaciones no se volverán a presentar”.